Uncategorized

Como tu dieta afecta al eczema

En este post os explico como tu dieta afecta al eczema. 

Si tienes eczema o como yo, tienes dermatitis atópica, entonces sabes lo incómodo, lo seco y lo mucho que pica una piel inflamada. El eczema se puede dispersar por tu cuerpo o sólo afectar a cierta parte de tu cuerpo. Por ejemplo, normalmente mis brotes de dermatitis aparecen en mis antebrazos, detrás de mis rodillas y mis axilas.

 

El mayor problema es que no hay cura, aunque hay muchos tratamientos que ayudan a controlar los síntomas. Muchos médicos están de acuerdo en que hay algunos factores, como lo que comemos, pueden desencadenar brotes en la piel.

 

Para ser más claros, nuestra dieta no es la causa del eczema o la dermatitis pero hay ciertos alimentos que pueden empeorar los síntomas.

 

La conexión entre nuestra dieta y el eczema

 

Todo lo que consumimos tiene un impacto en nuestra salud en genera. Personas que consumen muchas comidas altas en grasas o azúcares pueden ganar peso. No comer suficientes frutas y verduras puede ser la causa de un sistema inmunitario débil.

 

La conexión entre la comida y nuestra salud también incluye el eczema y la dermatitis. Se desconoce la causa exacta del eczema, pero un sistema inmunitario que no funciona correctamente contribuye a la afección. Nuestro sistema inmunitario protege nuestro cuerpo. Ataca a las bacterias y virus. En el proceso, nuestro sistema inmunitario estimula la inflamación del cuerpo, pues es así como se protege así mismo. Esencialmente, la inflamación es la respuesta de tu cuerpo cuando está dañado. Hay veces, que nuestro sistema inmunitario sobre reacciona y ataca al tejido sano, lo que causa el eczema.

 

Para no complicarnos mucho, si somos capaces de controlar la inflamación de nuestro cuerpo, podríamos legar a controlar los síntomas del eczema o la dermatitis. Una de las formas en las que podemos hacer esto es a través de nuestra dieta. En resumen, lo que comemos puede aumentar o disminuir la inflamación de nuestro cuerpo. Por ejemplo, si comemos algo a lo que somo alérgicos la reacción de nuestro sistema inmune será el atacar al alérgeno.

Durante la respuesta inflamatoria-inmune del sistema, las células del cuerpo liberan histamina. Esta liberación puede irritar la piel propensa al eczema porque puede causar síntomas como picazón y una erupción cutánea o urticaria. Por ello, es importante identificar comidas a las que podamos ser alérgicos, como los lácteos, frutos secos, gluten, etc.

De hecho, un 30% de las personas que sufren de eczema también tienen alergias alimenticias. Algunas personas solo tienen síntomas leves cuando se exponen a un alérgeno, pero otras pueden experimentar complicaciones potencialmente mortales como la anafilaxia. Yo por suerte no sufro de alergias alimenticias pero sí que he notado que cuando tengo una dieta constante y sana mi piel se ve mucho mejor (además, desde que me mudé a Reino Unido no he tenido casi ningún brote, ya que el clima ayuda mucho)

 

¿Puede una dieta anti-inflamatoria ayudar?

Hay comidas que hacen que nuestro cuerpo se mantenga inflamado. Identificar estas comidas, que seguramente sean la causa de que los síntomas empeoren, es algo muy importante si queremos mejorar la condición de nuestra piel. Para hacer el proceso algo más sencillo, puedes mantener un diario de comidas en el que tomas nota de lo que comes y como afecta a tu piel, por ejemplo si comes algo y tienes un brote o si el brote empeora cuando comes x comidas.

Algunas comidas inflamatorias son azúcares, grasas saturadas, carbohidratos como el arroz o la pasta blancos, carne roja, carne procesada, etc.

Por el contrario, algunas comidas que ayudan a combatir la inflamación son las frutas, verduras, el café, té verde, frutos secos y semillas, etc.

En mi post Comidas que pueden ayudar con las alergias  os explico otras comidas que pueden ayudar a combatir la inflamación cuando se trata de alergias, que también podrían ser de ayuda en esta ocasión.      

¡Únete a la familia!

Una chica realizando el viaje de su vida hacia una vida saludable y llena de bienestar.

Un Comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *